Archivo mensual: septiembre 2012

¿Quién le teme a la Ira Musulmana?

por el Equipo de Avaaz – publicado el 22 de septiembre 2012
La portada de una conocida revista norteamericana (ver abajo) muestra a gritos el sesgo mediático que ha estado en boga durante las últimas dos semanas: que el mundo musulmán está ardiendo con ira anti-occidental por causa de un video islamófobo, y que hay hordas de manifestantes violentos en las calles amenazándonos a todos… ¿Pero nos están diciendo la verdad? Ciudadanos, nuevos medios y redes sociales están respondiendo y el blog Gawker ha hecho una gran sátira de esta histeria mediática ofreciéndonos unas imágenes alternativas de la ira musulmana (conocida en las redes como #muslimrage):

 

 

 

Siete puntos que se pueden haber escapado entre tanta ‘Ira’:

Como el resto del mundo, la mayoría de los musulmanes consideran el video islamófobo de 13 minutos, “Innocence of Muslims” (Inocencia de los Musulmanes), ofensivo y además una basura. Las protestas contra el video se han extendido muy rápido, alimentadas por agravios existentes y comprensibles, contra las políticas norteamericanas y occidentales neo-colonialistas en el Medio Oriente, así como por sensibilidades religiosas en torno a las representaciones del profeta Mahoma. Pero la cobertura de este tema en los medios a menudo omite varios puntos importantes:

  1. Según las primeras estimaciones, en las protestas contra el film han participado entre un 0.001 y un 0.007% de los 1.500 millones de musulmanes del mundo – una pequeñísima parte en comparación con quienes protestaron a favor de la democracia en la Primavera Árabe.
  2. La gran mayoría de las protestas han sido pacíficas. Los asaltos a las embajadas extranjeras han sido casi todos organizados o impulsados por miembros del movimiento salafista, un grupo islamista radical que busca debilitar a otros sectores islamistas moderados más populares.
  3. Oficiales libios y estadounidenses de alto rango se muestran en desacuerdo respecto a la posibilidad de que el asesinato del embajador norteamericano en Libia fuese algo planeado de antemano para que coincidiera con el 11 de Septiembre, en cuyo caso no estaría conectado con el video de la discordia.
  4. Aparte de los ataques por parte de grupos militantes radicales en Libia y Afganistán, un estudio de las noticias generadas durante el 20 de septiembre sugería que aquellos que se unieron a las protestas no habían matado a ni una sola persona.
  5. Prácticamente todos los líderes más destacados, tanto musulmanes como occidentales, han condenado el video, y prácticamente todos los líderes, musulmanes y occidentales, han condenado cualquier acto de violencia que pudiese cometerse en respuesta.
  6. Durante la visita del Papa al Líbano, en el punto más álgido de las tensiones, líderes del Hezbolá asistieron a la ceremonia papal, absteniéndose de protestar por el video mientras duró la visita, e incluso llamaron a la tolerancia religiosa. En efecto, esto sucedió así.
  7. Tras el ataque que acabó con la vida del embajador norteamericano, gente común y corriente salió a las calles en Bengasi y en Trípoli con pancartas, muchas de ellas en inglés, pidiendo disculpas por el atentado y diciendo que la violencia no les representa ni a ellos ni a su religión.

Por si lo anterior fuera poco, es necesario destacar la cantidad de noticias realmente importantes que quedaron enterradas la semana pasada para darle cancha a los titulares sobre la ‘Ira Islamista’ y el choque entre civilizaciones. En Rusia, decenas de miles de personasmarcharon en Moscú en oposición al Presidente Vladimir Putin. Cientos de miles de portugueses y españoles se manifestaron contra los planes de austeridad, más de un millón de personas reclamaron en las calles la independencia de Cataluña.

¿’Ira Musulmana’ o Estrategia Salafista?

 
Sheikh Abdallah, presentador de TV salafista que difundió el video. Foto: Ted Nieter

El video “Innocence of Muslims” fue descubierto y posteriormente difundido con subtítulos por salafistas extremistas, seguidores de un movimiento radical islámico apoyado desde hace tiempo por Arabia Saudita. Producido con un presupuesto muy bajo, el film resultó un fracaso en Youtube hasta que el presentador salafista de la televisión egipcia, Sheikh Khaled Abdullah, (a la derecha) empezó a promoverlo entre su audiencia el 8 de septiembre. La mayor parte de los musulmanes que se sintieron ofendidos por el video, optaron por ignorarlo o protestaron pacíficamente. Pero los salafistas, con sus distintivas banderas negras, instigaron las protestas más agresivas que resultaron en ataques a embajadas. Líderes del Partido Salafista egipcio acudieron a la protesta en El Cairo que acabó en el asalto a la embajada de los Estados Unidos.

Al igual que la extrema derecha en EE.UU. o en Europa, la estrategia salafista es ganarse a la opinión pública, aprovechando toda oportunidad de alimentar la rabia radical y satanizar a sus oponentes ideológicos. Este enfoque se parece al del pastor anti-musulmán norteamericano Terry Jones (el primero en promover el video en Occidente) y otros extremistas occidentales. En ambas sociedades, sin embargo, los moderados son muchísimo más numerosos que los extremistas. Un líder de la Hermandad Musulmana en Egipto (el rival político más poderoso y popular de los salafistas egipcios) escribió al New York Times diciendo: “No consideramos responsables ni al gobierno estadounidense ni a sus ciudadanos por los actos de unos pocos que abusan de las leyes que protegen la libertad de expresión”.

Un periodismo serio sobre este tema

Un grupo reducido y solitario de periodistas y académicos han abordado las protestas con el verdadero propósito de entender las fuerzas que las impulsan. Entre ellos, Hisham Matar que describe de forma convincente el sentimiento que se respira en Bengasi tras el asesinato del embajador de EE.UU. en Libia, Chris Stevens. Barnaby Phillips, que analiza cómo los conservadores islámicos manipularon el video en su propio beneficio. La antropóloga Sarah Kendzior advierte de que no debe tratarse al mundo musulmán como una unidad homogénea. El Profesor Stanley Fish explora los motivos por los cuales muchos musulmanes son tan sensibles a las representaciones poco favorecedoras del Islam. La periodista española Olga Rodriguez de eldiario.es se hace también eco de cómo el foco mediático se centra en las protestas por el asunto del video y en una narrativa basada en el choque de las civilizaciones, mientras hay otras manifestaciones y huelgas sin contenido religioso donde participan miles de personas.

2 comentarios

Archivado bajo Uncategorized

Consumo verde crece y premia a empresas

Ocho de cada diez consumidores buscan algún producto natural, orgánico u sustentable a nivel global, y pagan más, beneficiando la rentabilidad de las empresas, pero se debe hacer un esfuerzo por distinguir a los diferentes segmentos para tener éxito en este mercado.

Los estudios del National Marketing Institute (NMI) y de Nielsen Co. muestran que el 17% de los consumidores tienen un estilo de vida saludable y sostenible (Lohas, por sus siglas en inglés), con un fuerte compromiso ambiental. Este segmento representaba en 2008 ventas por $209.000 millones y en 2010 por $420.000 millones.

Así, durante los últimos 12 años el mercado de estilo de vida saludable y sustentable “floreció” –según Frank J. Lampe, director de comunicaciones de la American Herbal Products Association- generando todo tipo de productos. Lampe agrega que la nueva generación tiene la misma proporción de consumidores con estilo de vida saludable y sustentable que entre los adultos de 40 a 60 años (baby boomers).

Pero hay más consumidores saludables y sostenibles, donde hay oportunidades mayores para crecer.

Otro 17% es “naturalista” (se caracteriza por comprar y usar productos saludables más que por lo ambiental) y un 50% se inclina por los productos verdes dependiendo de los precios: unos son muy sensibles a los costos (24%) y otros los compran si significan una diferencia real en sus presupuestos (26%).

Solo el 16% de los consumidores es insensible y no tiene interés en este tipo de productos.

COMPRADORES VERDES GASTAN MÁS

Las investigaciones de Nielsen y NMI muestran que el 17% de los compradores con estilo de vida saludable y sostenible gasta 10%  más dinero en todos los diferentes tipos o categorías de productos, excepto en carnes, en comparación con los otros consumidores.

Así, el 81%  de los Lohas compra viviendas cuatro veces más caras y pagan el doble en productos saludables que los compradores de productos convencionales o de OGM (organismos genéticamente modificados).

Además, los compradores verdes eligen tiendas (supermercados, farmacias, abarrotes) y empresas que ofrecen productos saludables y sustentables, así como incluyen medidas de ahorro energético en su operación y muestran otras medidas ambientales (reciclaje, reducción de residuos y tratamiento de los generados).

NMI y Nielsen insisten que hay oportunidades de crecimiento para los negocios verdes que se presenten con certificaciones y eco-etiquetas, dado que el 50% de los compradores puede ser atraído por los productos saludables y sustentables.

¿Cómo pueden los publicistas satisfacer al consumidor que aspira a comprar verde y con el prestigio de las marcas?

El informe indica que además de contar con un producto atractivo, también es necesario distinguir el producto en relación a los competidores, adaptar las tácticas de mercadeo y entender al nuevo grupo de consumidores objetivo.

El beneficio para la empresa verde es que el consumidor saludable y sustentable tienen un sano interés en la compra verde y se muestra como un nicho sólido; además pueden verse favorecidos por un mayor crecimiento incremental y tienen la posibilidad de construir una mayor rentabilidad debido al precio premium.

DIFERENCIAR LOS COMPRADORES VERDES

Los informes de Nielsen y NMI muestran que los alimentos, los productos de cuidado personal, los productos para mascotas y otras categorías tienen una gran oportunidad para la innovación “verde”.

En un principio la oferta verde se componía de artículos especializados, en parte por la disponibilidad limitada.

Sin embargo, estos factores están cambiando rápidamente, pues –aparte de la consolidación del 17% de compradores saludables y sustentables- hay un 60%  que tiene algún interés y está dispuesto a probar los productos verdes que son relevantes para sus necesidades.

Para atraer a este segmento las empresas deben construir una marca y educarlos sobre el beneficio ambiental específico, ya que ésta crea credibilidad y dado que los compradores pueden inclinarse fácilmente por productos ecológicos de las marcas tradicionales.

Una vez que el cliente asume un estilo de vida saludable y sustentable, su compromiso es más sólido y resistente a las adversidades del entorno, al tiempo que se inclinan favorablemente a productos nuevos (fluorescentes compactas, alimentos orgánicos y naturales, productos de limpieza, bolsas reutilizables de supermercados) y hacen mayor caso de los mensajes que enfatizan en el valor del producto por encima de su precio.

Al tiempo que son más activos en términos ambientales y tienen a difundir el valor de los productos y negocios verdes, estos consumidores son sumamente críticos y tienen a impulsar actividades de boicot contra marcas que provocan daño ambiental.

Según los estudios de Nielsen y NMI este tipo de comportamientos es similar en diferentes mercados a nivel global, aunque en los países emergentes el consumidor tiende a considerar más la necesidad de equilibrar el desarrollo económico con la sostenibilidad.

TENDENCIAS Y RETOS

“Si los consumidores actúan como dicen que lo harán, las tasas de comportamientos de compra y hábitos de vida crecerá enormemente, lo que creará la demanda de nuevas marcas, productos y servicios, y nuevas alternativas”, indican los informes de Nielsen y NMI consultados.

Así habría más espacio para más alimentos orgánicos, ofertas de cuidado personal, energía renovable, y para el reciclaje, entre otros, al tiempo que los consumidores en EE.UU. y en el mundo se muestran más decididos a involucrarse personalmente en el movimiento ecologista, mostrándose más críticos con las empresas que no se comprometen con la sustentabilidad.

Sin embargo, el mayor reto se encuentra en la comercialización y ampliación del volumen de productos orgánicos y naturales, coches híbridos o de la energía renovable.

Asimismo, falta alcanzar una “masa crítica”, según un informe de las Naciones Unidas que consultó a 1.000 gerentes y directores corporativos en 2010, lo que requiere acciones de mercadeo para educar a los consumidores acerca de la sostenibilidad (solo 4 de cada 10 compradores saben qué significa), así como su relación con la huella de carbono, el calentamiento global y la energía renovable.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

De aquí a la eternidad: inmortales en 2045

No todo puede comprarse con dinero, pero parece que la vida eterna sí: el multimillonario ruso Dmitry Itskoy se ha empeñado en lograr la inmortalidad con un complejo proyecto científico, denominado “Iniciativa 2045”, que parece sacado de una película de ciencia ficción

Marta Villalba / Madrid
El magnate Dmitry Itskoy, fundador de Newmedia Stars (compañía de medios de comunicación en Internet), ha hecho un llamamiento a sus colegas multimillonarios de la lista Forbes, invitándoles a sacar el talonario para financiar ‘Iniciativa 2045‘, un proyecto cuyo fin es prolongar la existencia de los humanos, esquivando la muerte con los mejores científicos y tecnologías. La fecha prevista para lograr la inmortalidad: 2045. En tres décadas, los investigadores desarrollarán una tecnología para transferir el cerebro de una persona a un robot, en fin un trasplante en toda regla de humano a humanoide.
Y no piensen que el centro de investigación creado por Dmitry Itskoy reúne a 30 científicos locos (es discutible) sino que provienen de las universidades y organismos más prestigiosos del planeta (Harvard, Oxford, NASA…). Persiguen engendrar una nueva especie, “un nuevo cuerpo humano”.El proyecto ‘Iniciativa 2045’ se desarrollará en tres fases. En la primera se creará un robot humanoide, bautizado como ‘Avatar’, y una sofisticada interfaz ordenador-cerebro. Después, un sistema que conecte la vida entre la ‘Avatar’ y el cerebro humano. El paso final es la creación de un cerebro artificial al cual se transfiere la conciencia individual original (algo así como descargar la conciencia humana en un chip).

“La tecnología y los procesos involucrados en este proyecto ya no es un asunto de ciencia ficción, sino que son muy reales. Estamos en una nueva era donde la evolución humana controlada es posible”, dijo Itskoy durante en el primer congreso de la Global Future 2045, celebrado en febrero en Moscú. Esta organización sin ánimo de lucro está formada por los principales científicos del mundo en el campo de la extensión de la vida y bajo su paraguas trabajan en el centro de investigación. En el Congreso se expusieron los últimos desarrollos en ciencias cognitivas, robótica y modelización de los sistemas vivos.

Dmitry Itskoy, de 31 años, también ha creado en Rusia su propio partido político, Evolution 2045, para conseguir su sueño y dar paso a una nueva etapa de la civilización humana en todo el mundo. Es el “Partido para el avance intelectual, tecnológico y espiritual”. “Necesitamos un nuevo paradigma del desarrollo humano. Necesitamos una nueva ideología y una nueva ética. Necesitamos nuevas formas de pensar. En lugar de centrarse en el consumismo y las guerras, vamos a lograr la evolución humana a través de la reorganización de nuestra naturaleza bio-social”, reza el manifiesto. Y argumenta: “Hemos hecho progresos significativos en el estudio de nuestra propia organización biológica, en prótesis de órganos, en el campo de la inteligencia artificial y robótica. La evolución de las tecnologías convergentes abre la creación de la auto-organización de sistemas capaces de reproducir las funciones de la vida biológica y la conciencia en portadores no biológicos”.

Dentro del proyecto, que abrirá oficina en San Francisco, se está desarrollando una red social para darlo a conocer. Y, además, Itskoy planea dar oportunidad a los desarrolladores de aplicaciones, sobre todo relacionadas con la medicina, como vía para recaudar fondos. Se lo toma muy en serio. Tanto que ha convencido al Ministerio de Educación y Ciencia ruso para que apoye la iniciativa. Y, sorprendentemente, cuenta con la bendición del Dalai Lama. En la carta a los hombres más ricos del mundo instaba a éstos a “tomar nota de la importancia de financiar el desarrollo científico en el campo de la inmortalidad cibernética y el cuerpo artificial”.

Mientras que las últimas fases de su proyecto están aún lejos de la realidad, la fase uno es totalmente factible (de hecho, ya se está haciendo). Por ejemplo, el DARPA (laboratorio tecnológico del departamento de defensa de Estados Unidos) trabaja en un proyecto, también denominado Avatar, para crear una interfaz cerebro-máquina que permitirá a los soldados controlar de forma remota con sus mentes robots bípedos.

Para Dmitry Itskoy la humanidad tiene que cambiar físicamente para sobrevivir. Lo que es aterrador y desconcertante.

8 comentarios

Archivado bajo Uncategorized

El comercio electrónico crece más de un 25% en plena crisis

Más de 11 millones de consumidores, el 43,5% de los internautas, compraron en la red por valor de 9.200 millones en 2011. Los expertos señalan que estas cifras se duplicarán en cuatro años

Esther García López / Madrid
El comercio electrónico crece más de un 25% en plena crisis
Un viaje a China o la comida de toda la semana, todo se puede comprar por Internet y esta facilidad ha hecho que 11 millones de consumidores en España hayan adoptado este hábito de compra en su rutina diaria. Por ello, el comercio electrónico en España sigue batiendo récords de facturación, con unos ingresos de 9.200 millones de euros en 2011, un 25,7% más que en 2010 y un 60% más que en 2009, y lo más llamativo de este crecimiento es que se produce en plena crisis, cuando la constante caída del consumo ha originado grandes pérdidas al comercio tradicional y el cierre de más de 103.000 establecimientos en los últimos tres años.
A pesar de este éxito, al e-commerce español aún le queda mucho por crecer. “Todo esto evidencia el amplio margen de crecimiento que aún tiene el comercio electrónico en España, tanto en número de usuarios como en áreas de producto que apenas han comenzado a ser explotadas”, declara David Chau, director ejecutivo de Trusted Shops Internacional, empresa certificadora de tiendas online.

Más de 11 millones de consumidores españoles –el 43,5% de los internautas– han perdido el miedo a comprar por Internet y a meter los datos de sus tarjetas de crédito en la red, como demuestra que en 2011 se realizaran 131 millones de operaciones de comercio electrónico, con un crecimiento próximo al 31%, según establece el Informe de Comercio Electrónico de la Comisión del Mercado de Telecomunicaciones (CMT).

Por segmentos de actividad son las agencias de viajes y el transporte aéreo los que ocupan los primeros puestos de las compras online y acaparan el 26,5% de la facturación total, seguidas por el marketing directo, con un 6,7%, el transporte terrestre, con un 5,9%, y los juegos de azar y las apuestas, con un 4,4%. Pero poco a poco se van abriendo paso otro tipo de productos como “la alimentación y la moda, que es uno de los canales que más ha crecido y que más crecimiento va a experimentar a corto plazo”, asegura José Luis Zimmermann, director general de la Asociación Española de Economía Digital, (Adigital).

Estas cifras son la punta de lanza de un sector al que le queda mucho recorrido en España. Según los analistas de la consultora emarketer, las ventas online en España aún se encuentran en una fase de “inmadurez”, su porcentaje de usuarios sigue siendo menor que el de otros países europeos y los compradores muestran una actitud demasiado conservadora a la hora de elegir establecimientos online. En España las ‘cibertiendas’ más visitadas son las que pertenecen a grandes marcas como El Corte Inglés, que ocupa el primer lugar, seguido de Amazon y Apple.

Líderes en visitas y en clientes

El Corte Inglés se ha consolidado este año como un referente del comercio electrónico en España con más de 122 millones de visitas anuales a su página web, un 18,4% más que el año anterior, y 3,8 millones de clientes registrados. Es también la página web europea con mayor catálogo de productos y servicios con medio millón de referencias. Debido a estos resultados, proyecta abrir su tienda virtual en diversos países, al tiempo que mejora los procesos logísticos, la eficacia en las entregas y las relaciones con clientes y proveedores. Isidoro Álvarez, presidente de El Corte Inglés, manifestó en la última junta de accionistas que “Internet es un canal de ventas muy importante y de gran potencial de desarrollo”.

También el grupo Inditex ha visto el potencial que tiene el e-commerce para mejorar su cuenta de resultados y ha estrenado en septiembre su primera tienda online de Zara en China, un mercado que suma a su plataforma de comercio electrónico integrada por 18 países europeos, además de Estados Unidos y Japón.

Pero no todas las empresas han visto aún el abanico de posibilidades que les abre el comercio electrónico para impulsar su negocio dentro y fuera del país, ya que según José Luis Zimmermann, el 42% de las empresas españolas no tienen presencia en Internet, aunque “cada vez hay más empresas que se han incorporado a las ventas online, por lo que ha aumentado la oferta y, con ella, el número de consumidores que compran online y la facturación de este mercado”.

Un futuro muy prometedor

Las perspectivas son buenas. El comercio electrónico es uno de los pocos sectores que ha crecido dos dígitos durante la crisis y los analistas están convencidos de que su facturación continuará incrementándose en mayor proporción que ningún otro sector de la economía durante los próximos cuatro años. Según fuentes de emarketer, el sector doblará su volumen de ventas en 2016 con respecto a 2011, hasta alcanzar los 24.000 millones de euros.

A juicio de David Chau, los índices de crecimiento del e-commerce son muy superiores a los del comercio tradicional y constituyen una magnífica oportunidad para que la pequeña y mediana empresa sortee la crisis. “El comercio electrónico les ofrece la posibilidad de ampliar el alcance de su negocio y estar presentes en mercados internacionales”.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Entrevista a Julián Leandro García

Is in Rosario, Argentina

Julián L. García: “Una de las grandes tareas de la gestión gerencial dentro de las empresas se centra en la comunicación, ya que ésta permite el disparo de tomar las decisiones”. 

En una distendida charla, Negocios y Management pudo conversar con Julián Leandro García; Contador Público Nacional con más de 30 años de práctica en el ejercicio de su profesión. El Gerente Regional de Cablevisión nos recibió en Rosario para comentarnos su experiencia en la gestión de cambio organizacional y nos brindó una extensa entrevista donde se pueden observar los conocimientos adquiridos gracias a su dedicación y a su pasión por el trabajo.

N&M: ¿Qué virtudes considera que posee si tuviese que autodefinirse como profesional? 

Julián L. García: Creo que mi mayor patrimonio es la profesionalidad, porque es algo que se adquiere a través del tiempo y no se logra de un día para el otro. El concepto de profesional es algo que no sale tomado directamente de los claustros universitarios pero se adquiere un poco allí y luego se completa en el ejercicio de la tarea. Entendiendo como profesionalidad no solo el título de grado sino también el criterio con el que se ejerce un trabajo, creo que la profesión es hacer del trabajo que uno desarrolla su medio de vida, no solamente en el sustento económico sino en el desarrollo de la actividad cotidiana y en la relación con los demás.

N&M: ¿Qué lo impulsó a elegir la carrera de Contador Público?

Julián L. García: Creo que hubo una orientación familiar; fundamentalmente de mi padre, que tuvo una actividad agropecuaria durante muchos años y a quien acompañaba de chico. Al crecer tuve la disyuntiva de seguir con la carrera de Ingeniero Agrónomo o estudiar para Contador. En la etapa en la que me tocó decidir mi carrera, la Ingeniería Agrónoma era una carrera incipiente y con un gran potencial de futuro pero no tenía demasiada salida laboral, por lo que me decidí por ser contador, algo de lo que no me arrepiento. Ingresé a la Universidad en el año 1974 y finalicé en el año 78. Cada una de estas etapas tuvo sus cosas buenas y sus cosas malas.

N&M: ¿En algún momento creyó que había tomado una mala decisión al decidirse por las Ciencias Económicas?

Julián L. García: Jamás. Las carreras están diagramadas con un criterio generalista al comienzo, donde uno ve cuestiones que no entiende demasiado y con los años y la experiencia se da cuenta que la importancia de eso es la formación del pensamiento. Creo que esas materias hacen a la apertura del pensamiento y a una apertura de criterios, partiendo de un concepto de que las ciencias económicas no son una ciencia dura sino una ciencia social porque es el estudio del hombre en su comportamiento dentro de la economía y dentro del desarrollo de la sociedad

Lo que sí me sucedió fue no saber por qué vertiente orientarme dentro de las especializaciones posibles hasta que no avancé más en la carrera. La que se impuso fue la realidad y tal como dice Ortega y Gasset -“el hombre es él y sus circunstancias”-,  por lo que las circunstancias me llevaron a hacer cosas que no estaban programadas porque la vida no puede planearse paso a paso.

N&M: ¿Cómo fueron sus primeras experiencias en el trabajo formal como profesional? 

Julián L. García: Mi primer trabajo formal luego de recibido fue en una empresa constructora que estaba gestionada por un grupo de contadores, con lo que empecé a vivir el ambiente profesional y la realidad de lo que era el trabajo. Si bien la formación universitaria estaba orientada hacia la profesión en forma independiente, el trabajar en relación de dependencia implicaba una visión un poco distinta. Más allá del bagaje de conocimientos técnicos que uno trae a nivel universitario, que es el piso teórico, el ejercicio de la práctica es lo que te va amoldando.

La interrelación con la gente y el hecho de entrar a una organización con todo lo que son las jerarquías fue un choque importante. Uno llega con toda una formación de lo que es ser un profesional, y en el fondo cuando estás dentro de una organización sólo se es un empleado dentro de la estructura jerárquica. Hay que respetar la experiencia porque hay mucha gente que quizás no tiene un título de grado pero tiene una experiencia específica que supera la que uno puede llegar a tener, por lo que hay que respetarlo, encausarlo y aprender.

N&M: ¿Qué situación recuerda como un conflicto laboral que lo marcó en sus inicios?

Julián L. García: Podría dividir mi trabajo en una etapa laboral donde todo lo que tenía que hacer era un trabajo netamente técnico y una segunda etapa en la que pasé a tener personal a cargo, por lo que tenía que organizar el trabajo de otros y ser responsable por la gestión de esa gente. Creo que la situación más dificultosa que enfrenté fue la primera vez que tuve personal a cargo, cuando comencé a ser responsable de gente. Eso originó una serie de situaciones  que uno va aprendiendo y que no encuentra escrita en los manuales, porque en la práctica cada persona es única e irrepetible 

Recuerdo una persona que trabajaba conmigo y que tenía que terminar un trabajo con cierto grado de urgencia. La famosa expresión que le dije fue “¿Cómo no está listo el trabajo? Lo quiero listo para mañana y si no lo está quiero tu renuncia arriba de mi escritorio”. El empleado era un chico muy joven y al día siguiente el trabajo estaba terminado, pero también tenía su renuncia arriba del escritorio. No tuve forma de pararlo, y eso me demostró que había sido un mal líder y un mal responsable de gestión. Esto ocurrió hace unos 30 años pero lo tengo presente como un serio error porque fue algo que me sirvió como un aprendizaje muy duro y muy fuerte. 

N&M: ¿Cómo surgen las posibilidades de cambio en su experiencia laboral?

Julián L. García:Luego de trabajar en una empresa constructora yo ya ejercía en forma independiente y tenía mis clientes. A comienzos de los 80’ y a través de gente conocida ingresé a trabajar en la industria frigorífica en la ciudad de Casilda donde estuve dos años. 

Cuando me llaman de otro frigorífico de capitales americanos pude ingresar a trabajar allí y estuve once años. Esa fue mi formación profesional fuerte con un alto grado de profesionalidad, con criterios de trabajo impuestos por la empresa extranjera que personalmente respeto muchísimo. La empresa me envió a Estados Unidos, a la central de la empresa en Filadelfia y cuando regresé me llamaron los “head hunters” de una consultora para una entrevista laboral, y como la persona de la consultora era amigo mío me pidió que vaya para completar la terna.  

A partir de allí vino un proceso de decisión que creo fue el más difícil que me tocó tomar. El impulso se dio a partir de una oportunidad económica muy importante pero también lo tomé como una oportunidad de cambiar de actividad. Esto era un punto de inflexión, porque si no cambiaba en ese momento probablemente iba a seguir en la empresa frigorífica ya que estaba muy bien y me sentía cómodo.  

N&M: ¿Cómo llegó a tomar la decisión de dar ese gran giro laboral? 

Julián L. García:La decisión la tomé solo. Me dije: “al menos podré pararme frente al espejo y decir que lo intenté”. Fue muy difícil porque pasé de una empresa multinacional muy grande a una empresa local y de único dueño. Tal como le sucedió a Hernán Cortés cuando conquistó México, donde quemó las naves y no tuvo más remedio que seguir avanzando, yo ya había quemado las mías así que seguí hacia adelante.  

En el canal de televisión de aire fui Gerente de Administración y Finanzas. Abarcaba todo lo que incluía el área contable pero también la administración de fondos y organización administrativa. Aplicamos un criterio de profesionalización sobre la empresa donde estaba, que era un canal de televisión con tres radios y allí estuve trabajando durante siete años hasta que por una cuestión de conocimientos me fueron a buscar para trabajar en la industria del cable, donde estoy desde el año 2000. 

Cuando pasé a la gestión de cable, llegué como Gerente Regional, una función netamente generalista que hace a la gestión integral. Actualmente engloba todo lo que hace a la función técnica, comercial, administrativa y también al área de Recursos Humanos. Tenemos una región que abarca territorialmente seis provincias completas. Estamos a cargo de Santa Fe, Chaco, Formosa, Entre Ríos, Corrientes, Misiones y parte del norte de la provincia de Buenos Aires. 

Nuestra tarea es sobre localidades específicas por lo cual mucho de todo esto significa presencia y estar en cada una de las operaciones, más allá del equipo de gente que me acompaña. En la región somos 1200 personas por lo cual abarcamos un número interesante. 

N&M: ¿Cuál es su visión de los cambios organizacionales? 

Julián L. García:Es imposible definirlo en pocas palabras. El cambio organizacional es crecer, y el crecimiento trae aparejado cambios porque las cosas son distintas.  El crecimiento de una compañía duele, como sucede en el ser humano.  

Creo que se pueden dar cambios organizacionales muy grandes como lo fue la fusión de Cablevisión y Multicanal, donde dos culturas, dos formas de hacer las cosas generan una nueva al fusionarse. Esto no es la imposición de una sobre la otra, porque eso sería directamente una absorción y destrucción y no todo es malo por lo que creo que hay que aprovechar lo bueno de cada uno. El gran desafío que tuvimos hace seis años fue identificar lo bueno de cada una de las empresas y aplicarlo a la nueva compañía para generar una nueva cultura. 

El cambio organizacional también incluye modificaciones sin necesidad de cambios culturales, como ser el cambio de un sistema en la forma de trabajar, un cambio tecnológico, la incorporación de nueva gente en el crecimiento del desarrollo de una empresa o la incorporación de nuevos sectores. Hay muchas compañías donde el área de recursos humanos está dependiendo de la gestión administrativa porque la consideran como la responsable de liquidar sueldos y a medida que va creciendo va haciéndose más complejo por lo que se necesita tomar una persona que sea especialista en recursos humanos. Eso es un cambio organizacional. 

N&M: ¿Cuál fue el primer proyecto de cambio organizacional que debió llevar a cabo?

Julián L. García:En realidad debería mencionar dos. El primero fue la puesta en marcha de un nuevo sistema en una compañía para la que trabajé, donde había un sistema computarizado que tuvimos que dejar para poner en marcha otro sistema americano. La adaptación de ese sistema tuvo un cambio de criterios muy fuerte en aquel momento, porque normalmente los líderes de proyecto eran los que trabajaban en sistema; sin embargo este proyecto se encargó a la gente de administración, por lo que me tocó liderarlo a mí. Era un sistema que aplicaba no sólo la parte contable sino también de gestión; lo que hacía a compras, recepción de materiales, administración de almacenes. También  se ocupaba de toda la gestión que hacía al desarrollo del proceso de costeo y la facturación reflejado en la contabilidad. Fue un proceso extenso donde hubo que coordinar un equipo de trabajo especializado sobre eso y fue algo muy bueno.

N&M: ¿Cómo se motiva a la gente para realizar éstos cambios?

Julián L. García:Hay que romper el esquema del temor al cambio. La comunicación tiene muchísimas vertientes y una de ellas es la capacitación, porque capacitar es una forma de comunicar. La gente que conocía el sistema anterior estaba muy feliz con ello porque se sentía como pez en el agua y había que hablar con ellos para explicarles que todo lo que ellos hacían hasta ese momento tenían que cambiarlo. La gente lo ve desde el temor de saber si podía hacerlo o no. Tenían miedo de que el nuevo sistema haga desaparecer la tarea que hacían y quedarse sin trabajo. En adelante había muchas cuestiones a vencer y había que desarrollar todo un proceso para ganarlos y poder  aplicar este nuevo sistema.

N&M: Anteriormente dijo que debería mencionar dos proyectos de cambio organizacional. ¿Cuál sería el segundo?

Julián L. García:Tuve otro proceso muy grande en el que me tocó participar con características muy similares, que fue el diseño de una fábrica desde los planos. Como responsable administrativo tenía que definir los puestos de captura de datos de la fábrica y luego generar toda la información necesaria para el proceso productivo y para el proceso de costeo de lo que reflejaba la contabilidad. Pude participar del génesis de algo en papel e incluso tener la satisfacción de estar en el lugar el día que inauguró. Fue un proceso que duró varios años y fue muy desafiante porque hubo una etapa donde tenía que vencer temores propios para luego comunicarlos y participar con la gente. Al mismo tiempo hubo que vencer el concepto de que los que estaban en el proyecto eran los elegidos y los que no estaban condenados. 

El tercer proceso fue la fusión entre Multicanal y Cablevisión, donde también había que detener este concepto de vencedores y vencidos, de ganadores y perdedores para ver lo que se iba a generar de acá en adelante. Creo que la esencia básica es la comunicación y estar al lado de la gente, ese es el gran desafío. 

N&M: ¿Cuál considera que debería ser la primera acción a tomar ante una situación de crisis? 

Julián L. García:Una crisis es un punto de inflexión. La administración ha tomado esta definición desde un punto de vista médico, donde una crisis es o mejora o empeora. Lo primero que hay que hacer ante una crisis es evitar la inmovilidad. Cuando se toma como positiva uno lo ve como una oportunidad, pero cuando la crisis se ve como algo negativo uno tiende a negarla. A veces también se niega cuando hay una visión positiva, porque romper el umbral de comodidad es lo más difícil. Desde un cambio de un sistema a la aplicación de nuevas tecnologías, o la incorporación de alguien nuevo a un equipo. En todo lo que implica un cambio existe una tendencia natural a resistirlo, porque uno se mueve bien en lo que conoce y lo que desconoce le origina incertidumbre.  

Entonces hay que evitar estas situaciones donde se niega la crisis porque no podemos esperar que se resuelva solo. Al evitar el inmovilismo que pueda llegar a generarse, lo primero que hay que hacer es pararse un minuto para tratar de determinar cuál es el problema y ver qué es lo que tengo que enfrentar. A partir del análisis se va a desarrollar un plan para resolver cómo salir adelante. Hay que trabajar siempre con un equipo de gente porque nadie es un iluminado que pueda resolver solo las cuestiones de crisis. Ha habido en la historia pero por eso han quedado en la historia, porque son únicos. En una empresa se trabaja en equipo y por lo tanto se comparte. Se trata de tener la mejor información y de comunicar. Creo que una de las grandes tareas de la gestión gerencial dentro de las empresas se centra en la comunicación ya que ésta permite el disparo de tomar las decisiones. Luego de desarrollar el plan hay que tratar de ser consecuente e ir revisándolo, porque las circunstancias son cambiantes. Hay que ir monitoreando permanentemente, tanto para resolver una crisis en una situación conflictiva como en la visión de crisis hacia algo que sea positivo como ser un cambio de sistema, el lanzamiento de un nuevo producto o el ingreso a un nuevo mercado.

N&M: Ante estas situaciones de crisis, ¿hay que ser racional o debemos permitir la intervención de la intuición?

Julián L. García: Creo que lo que corresponde es la mezcla apropiada de ambas. Hay momentos en que hay que ser racional y frío, pero hay otros donde tenemos que confiar en la intuición. La experiencia juega un rol muy importante, así como también ayuda el haber vivido determinadas situaciones, porque es a partir de las vivencias que se logra combinar los elementos intuitivos y la aplicación de los razonamientos. Una persona tiene que combinar sus conocimientos técnicos, profesionales y su visión objetiva con sus elementos personales, intuitivos y don de gente y características de respeto. En ninguna universidad se enseña a respetar a los demás, eso se obtiene en la casa. La combinación apropiada de ambos elementos es la mezcla perfecta pero no desde una sola persona, porque es siempre un trabajo en equipo. 

N&M: ¿Qué características reconoce en las generaciones más jóvenes con respecto al trabajo?

Julián L. García:Creo que así como los mayores pretendemos amoldar a los jóvenes a un modelo antiguo, los jóvenes pretenden amoldar a los demás al único modelo que ellos ven. Esto produce una puja lógica, y si bien hay jóvenes que tienen una permeabilidad mayor a buscar equilibrios, hay otros que tienen un concepto de profesionalidad tan alto que lo único que desean es lograr resultados inmediatos, por lo que si no lo logran cambian rápidamente de compañía y de actividad. Es un proceso lógico aunque creo que los nuevos profesionales tienen un mayor equilibrio entre la vida personal y la laboral. Yo soy de una generación donde el centro de la vida tenía que estar en el trabajo el resto de las cosas se hacía después. Hoy los chicos ven determinadas opciones que no quieren resignar por lo que buscan un acuerdo permanente en los equilibrios entre la vida social, deportiva, familiar y laboral.

Creo que la relación depende mucho de la empresa. Ello obedece a al manejo que tenga la empresa de la comunicación con su gente y a la búsqueda de la identificación de la gente para con la empresa. El tiempo va decantando y todos vamos madurando. No es lo mismo el profesional recién egresado con muy poca experiencia y una avidez de conocimiento que el profesional que ya ha tenido un cierto grado de frustración. Creo que no hay una regla única pero en general hay una vivencia diferente y diría que en la nueva generación está más equilibrada entre la vida personal y la laboral. Esto de tratar de creer que estar identificado con la empresa significa vivir dentro de la empresa es un error que viene del pasado.

N&M: Para concluir, ¿qué consejos le daría a quienes están a punto de ingresar al mercado de trabajo?

Julián L. García: Que no pierda la frescura, el entusiasmo ni las ganas de hacer las cosas. Si la profesión que ha seguido es la que le gusta que se empape en ella, que se actualice, tome contactos. Uno de los capitales más importantes que se tienen en la actividad profesional son los contactos que se generan. La red de contactos es valiosa e importante y ayuda no sólo desde una visión de posibles empleos sino también desde la resolución de problemas. El poder consultarlo, compartirlo, ver el Benchmarking, es poder compararse con las mejores prácticas para buscar las mejores alternativas. Esto se puede hacer a través de las redes de contacto y es aplicable para el trabajo como también para la actividad profesional y personal. Que no pierda la capacitación ni el respeto por sus tiempos personales y que busque las mejores alternativas para ver lo que puede hacer. Debe tener humildad para aprender, para decir me equivoqué y para seguir adelante permanentemente. 

La gente tiene que estar dispuesto a pagar costos. Cada decisión en la vida significa elegir entre dos o más alternativas y elegir una de ellas significa que desechamos las otras. Eso significa costos, y no podemos pedir siempre lo mejor de todo sin pagar ningún costo. En esencia, que tenga pasión en el trabajo, en la profesión y en la vida personal.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Próximos eventos globales para emprendedores

“Donde estés y a la hora que estés” – como decía, ya hace algunos años un famoso anuncio- se pueden encontrar eventos interesantes para emprendedores.  Hoy en día, muchos eventos se conciben ya globalmente y se celebran simultáneamente en distintos lugares del mundo. Hemos seleccionado algunas de las próximas citas que creemos que pueden ser interesantes para emprendedores y empresarios.

Social Media Week

Se celebra del 24 al 28 de septiembre en Barcelona, Berlín, Bogotá, Chicago, Glasgow, Hong Kong, Jeddah, Londres, Los Ángeles, Sao Paulo, Seúl, Shangai, Turín y Vancouver

El evento está centrado en en explorar el impacto económico, social y cultural de los medios sociales impulsando la colaboración como motor de cambio. En Barcelona cuentan con una jornada destinada específicamente a emprendedores e inversores con Andreu Buenafuente y Pau García-Milà.

The eShow 

La Feria y Congreso sobre e-Commerce, Marketing online, Hosting & Cloud y Social Media se celebrará en Madrid el 26 y 27 de septiembre y tiene fechas para celebrarse en los próximos meses en Lisboa, Estambul, Barcelona y Sao Paulo.

Global Entrepreneurship Week

Del 12 al 18 de noviembre, se celebra en más de 100 países mediante actividades organizadas localmente por más de 24.000 organizaciones y algunas actividades globales como el concurso de emprendedores Startup Open o el Startup Weekend.

Puedes acudir a estos eventos -o a otros que se celebren a nivel local- para buscar información, recursos, financiación o simplemente para dejarte ver y hacer networking. Recuerda que tu capital relacional puede ser tanto o más importante que el económico.

En IDaccion estamos convencidos de que el intercambio de ideas, experiencias y esfuerzo económico crea mejores y mayores proyectos. Por ello participaremos en el próximo International Networking Dinner que se celebrará en Barcelona el próximo 3 de octubre.

También ponemos a tu disposición nuestro grupo para emprendedores y empresarios que cuenta ya con más de 2.700 miembros de todos los países de habla hispana. ¡Únete y participa!

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

¿Necesitamos recuperar la economía o la felicidad?

La economía y el desarrollo de un país se miden por el Producto Interno Bruto (PIB). ¿Pero sirve el PIB para reflejar lo que pasa en una sociedad?.

La Felicidad Nacional Bruta (FNB) o Felicidad Interior Bruta (FIB) es un medidor que define la calidad de vida en términos más holísticos y psicológicos que el Producto Interno Bruto (PIB).

El término fue propuesto por el rey de Bhután Jigme Singye Wangchuck en 1972 como respuesta a las críticas de la constante pobreza económica del país.

Este concepto tenía aplicabilidad a la economía de Bhután, cuya cultura estaba basada principalmente en el budismo. Mientras que los modelos económicos convencionales observan el crecimiento económico como objetivo principal.

El concepto de FNB se basa en la premisa de que el verdadero desarrollo de la sociedad humana se encuentra en la complementación y refuerzo mutuo del desarrollo material y el espiritual.

Los cuatro pilares de la FNB son la promoción del desarrollo socioeconómico sostenible e igualitario, la preservación y promoción de valores culturales, la conservación del medio ambiente y el establecimiento de un buen gobierno.

El estadístico Nic Marks pregunta por qué medimos el éxito de una nación por la productividad, en lugar de hacerlo por la felicidad y el bienestar de su pueblo. Presenta el Índice de Planeta Feliz, que indica el bienestar nacional en función del uso de recursos (porque una vida feliz no tiene que costar la Tierra). ¿Qué países están mejor ubicados en el IPF? Tal vez te sorprenda.

FELICIDAD INTERIOR BRUTA

Occidente mira a Buda y a Bután, un remoto país oculto entre las cumbres del Himalaya. Bután recoge en cierta medida aquellas teorías que emergieron en los años 70 desde la economía ecologista y el movimiento feminista para replicar al todopoderoso PIB como único medidor del bienestar de una sociedad.

En este rincón del Himalaya ya han puesto en práctica su felicidad interior bruta (FIB), que pretende evaluar el grado de bienestar de sus habitantes en función de parámetros como el grado de conservación de su entorno natural y de su patrimonio cultural o la distribución equitativa de la riqueza.

En tanto país budista, Bután presta especial atención a la naturaleza y, consiguientemente, al impacto del cambio climático.

Precisamente una de las principales críticas al PIB es que “es insensible al agotamiento de los recursos naturales que frecuentemente acompaña a las actividades económicas”, apunta Jordi Roca Jusmet, catedrático de Teoría Económica de la Universitat de Barcelona.

Para Roca Jusmet, “las variaciones del patrimonio natural no afectan al PIB, de forma que el ‘éxito económico’ de una economía puede esconder la destrucción acelerada de los recursos de los que depende sin que el PIB nos dé ningún aviso de ello”.

El PIB, en cuanto mide sintéticamente la actividad económica, es sencillo y fácil de aplicar; de hecho, su evolución positiva o negativa determina en buena medida el éxito o el fracaso de un gobierno, pero es limitado, pues obvia cuestiones cada vez más relevantes para las sociedades desarrolladas, como el tiempo dedicado al trabajo y al ocio o el valor de los ecosistemas.

NEW ECONOMICS FOUNDATION (NEF)

De momento, El IDH del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) diseñado por el premio Nobel Amartya Sen hace veinte años es la iniciativa que ha llegado más lejos.

Junto al IDH ha proliferado un variopinto abanico de índices, unos más científicos que otros.

Algunos han cobrado cierta notoriedad. La New Economics Foundation (NEF) de Londres ha elaborado el índice del planeta feliz (IPF), que en su última revisión (2009) lidera Costa Rica, un país cuyo PIB representa la cuarta parte del de EE. UU. El IPF combina esperanza de vida, con satisfacción vital y huella ecológica (concepto que evalúa el impacto sobre el planeta de un determinado estilo de vida) para establecer el bienestar de una sociedad.

“Si no eres pobre, tener más no significa ser más feliz; cuando los gobiernos presentan cada trimestre los datos del PIB también deberían dar a conocer la evolución del capital natural, es decir, si vivimos fuera de los límites de la tierra; de bienestar humano, si la gente tiene tiempo libre, sufre estrés…, y de justicia social, si los recursos están repartidos de manera equitativa”, apunta Aniol Esteban, responsable de Economía Medioambiental de la NEF.

Cada vez más economistas rechazan la idea de que más PIB signifique más bienestar. Puede subir el PIB y a la vez aumentar el número de parados y dispararse las desigualdades.

“Lo básico es darnos cuenta de que el objetivo de la sociedad no tiene por qué pasar por el crecimiento económico, sino por aspirar a la felicidad, que no es un concepto tan abstracto”.

La OCDE también ha iniciado un proceso de reflexión pues los 50 años de progreso económico no se han traducido en que los ciudadanos se sientan más felices y constata que la crisis económica invita con más vigor a que los gobiernos se afanen en hacer un diagnóstico más sofisticado de los escollos que limitan el bienestar.

La Encuesta Mundial de Valores fija mecanismos para determinar el grado de satisfacción vital; por ejemplo, en Estados Unidos la satisfacción vital se ha estancado desde los años setenta: el consumo ha aumentado, tienen coches más grandes, pero trabajan más horas y se declaran menos felices”, opina el filósofo Jordi Pigem.

BUTÁN, EL PAÍS BASADO EN LA FELICIDAD

Este índice de la felicidad fue propuesto en 1972 por el entonces rey de Bután, Jigme Singye Wangchuck, como respuesta a las críticas por la constante pobreza del país. Éste, tras la inesperada muerte de su padre, se convirtió en el monarca más joven del mundo, con 18 años y afirmando, durante su discurso de coronación que “la felicidad interior bruta es mucho más importante que el producto interior bruto”.

En Bután, el 80% de la población se dedica a la agricultura, además de a la venta de energía hidráulica a la India y el turismo. El nivel de alfabetización es bajo (59,5%) y la esperanza de vida es de 62 años. Se trata de un país muy retrasado, en el que su capital, Thimpu, no tiene semáforos y donde la televisión e Internet aparecieron en 1999. Aunque no es un país rico, en 2007 fue la segunda economía que más rápido creció en el mundo.

El gobierno de Bután es consciente de esto: “están los países modernos, y luego está lo que era Bután hasta los años 70. Medieval, sin carreteras, sin escuelas, con la religión como única guía. Son dos extremos, y la FIB busca el camino intermedio”, explica Lyonpo Thinley Gyamtso, exministro del Interior y de Educación.

Principios básicos de Bután

Así, los principales pilares para sostener la felicidad son cuatro:

Un desarrollo socioeconómico sostenible y equitativo. La preservación y promoción de la cultura. La conservación del medio ambiente. El buen gobierno.

Cada uno de estos pilares se compone a su vez de nueve dominios:

Bienestar psicológico. Uso del tiempo. Vitalidad de la comunidad. Cultura. Salud. Educación. Diversidad medioambiental. Nivel de vida. Gobierno.

A través de estas guías se consigue que “de manera lenta pero sólida”, pasar de ser un país dependiente de la cooperación exterior a uno de “mediano desarrollo” en diez años, afirmó, en 2010, el primer ministro de Bután, Jigme Thinley.

Adaptación a la Democracia Este país, entre India y China, un país altamente atrasado en multitud de aspectos; se convirtió en la democracia más joven en el año 2008.

Después de independizarse de India en 1949, ha estado prácticamente aislado comenzando una política gradual al mundo exterior con su tercer rey, Jigme Dorji Wangchuck, iniciando una apertura a la modernidad bajo el mando del cuarto rey Jigme Singye Wangchuck, que en diciembre de 2005 anunció que abdicaría a favor de su primogénito y que se celebrarían elecciones.

Cabe destacar, que el pueblo no recibía la democracia con los brazos abiertos, sino más bien estaban en contra. Fue el resultado de un largo proceso y de que “el pueblo aceptó sus palabras, porque se fían de él”, afirmó Lyonpo Sonam Tobgye, el presidente del Poder Judicial de Bután.

El 24 de marzo de 2008 se celebraron las elecciones parlamentarias. Se presentaron dos partidos y ganó el Partido de la Paz y la Prosperidad del actual primer ministro, Jigmi Thinley.

Después, en noviembre de 2008, Jigme Khesar Namgyel Wangchuck, de 28 años, hijo de Jigme Singye Wangchuck, se convirtió en el quinto rey de Bután y el primer monarca constitucional del país.

El 2 de abril pasado, la Organización de las Naciones Unidas en Nueva York organizó una reunión de alto nivel sobre la felicidad y el bienestar. Concebida por el gobierno del Reino de Bután, y apoyada por 68 estados miembros, la reunión se llevó a cabo en medio de un turbulento ambiente dado por la crisis financiera mundial, el dramático cambio climático, la pobreza generalizada y el aumento de la neuroeconomía –factores que han sacudido el status quo y que han llevado la economía a una encrucijada.

La economía está a punto de cambiar, pero aún no está claro cómo. Lo que está claro es que el liderazgo moral e intelectual es esencial. La nueva comisión de Bután entrega una oportunidad valiosa para comenzar a construir una hoja de ruta para un nuevo modelo multidimensional de la economía del bienestar sostenible, fundada en el bienestar humano.

En TEDxCambridge, Michael Norton muestra los resultados de una investigación fascinante sobre cómo el dinero puede, en efecto, comprar la felicidad, cuando no lo gastamos en nosotros mismos. Prestemos atención a los datos sorprendentes sobre las muchas maneras en que los gastos en bien social pueden ser beneficiosos para nosotros mismos, nuestro trabajo, y (por supuesto) otras personas.

¿QUÉ NOS HACE FELICES?

La felicidad es el anhelo de cualquier persona, pero muchas veces no se sabe cómo alcanzarla, por ello, incluso la Universidad de Harvard ha diseñado un curso que ayuda a conseguir ese estado, una cátedra que se ha convertido en una de las más populares de esa prestigiosa casa de estudios.

La clase se llama “Mayor felicidad” y es dictada por Tal Ben-Shahar, experto en psicología positiva. A pesar de ser un curso opcional, cada semestre 1.400 alumnos de diferentes carreras se inscriben en él.

Estos son los 13 consejos que nos ofrecen y que seguramente, sean aplicables sólo a la cultura “occidental”:

1.- Realiza algún ejercicio: Los expertos aseguran que hacer actividad física es igual de bueno que tomar un antidepresivo para mejorar el ánimo. Treinta minutos de ejercicio es el mejor antídoto contra la tristeza y el estrés.

2.- Toma desayuno: Algunas personas se saltan el desayuno porque no tienen tiempo o porque no quieren engordar. Estudios demuestran que desayunar ayuda a tener energía, pensar y desempeñar exitosamente las actividades.

3.- Agradece a la vida todo lo bueno que tienes: Escribe en un papel 10 cosas que tienes en tu vida que te dan felicidad. Cuando hacemos una lista de gratitud nos obligamos a enfocarnos en cosas buenas.

4.- Sé asertivo: Pide lo que quieras y di lo que piensas. Está demostrado que ser asertivo ayuda a mejorar la autoestima. Ser dejado y aguantar en silencio todo lo que te digan y hagan, genera tristeza y desesperanza.

5.- Pega recuerdos bonitos, frases y fotos de tus seres queridos por todos lados: Llena tu frigorífico, tu ordenador, tu escritorio, tu dormitorio, en fin, tu vida de recuerdos bonitos.

6.- Siempre saluda y sé amable con otras personas: Más de 100 investigaciones afirman que el sólo hecho de sonreír cambia el estado de ánimo.

7.- Gasta tu dinero en experiencias no en cosas: Un estudio descubrió que el 75% de las personas se sentía más feliz cuando invertía su dinero en viajes, cursos y clases. En tanto, sólo el 34% dijo sentirse más feliz cuando compraba cosas.

8.- Enfrenta tus retos: No dejes para mañana lo que puedes hacer hoy. Estudios demuestran que cuanto más postergas algo que sabes que tienes que hacer, más ansiedad y tensión generas. Escribe pequeñas listas semanales de tareas a realizar y cúmplelas.

9.- Usa zapatos cómodos: Si te duelen los pies es seguro que te pondrás de mal genio, asegura el doctor Keinth Wapner, Presidente de la Asociación Americana de Ortopedia.

10.- Cuida tu postura corporal: Caminar derecho con los hombros ligeramente hacia atrás y la vista hacia el frente ayuda a mantener un buen estado de ánimo.

11.- Escucha música: Está comprobado que escuchar música te despierta deseos de cantar y bailar, lo que alegra la vida.

12.- Aliméntate bien: Lo que consumes tiene un impacto importante en tu estado de ánimo. Por esta razón, lo recomendables es comer algo ligero cada tres o cuatro horas para así mantener los niveles de glucosa estables; no saltarse comidas; evitar el exceso de harinas blancas y el azúcar; comer de todo y variar los alimentos.

13.- Cuida tu aspecto y siéntete atractivo(a): El 41% de la gente dice que se siente más feliz cuando piensa que se ve bien.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized