El enemigo no era Internet

 

Muy revelador el informe de Price Waterhouse Coopers sobre entretenimiento y medios de comunicación en el mundo al que llego vía ‘El País’, un estudio que se extiende a numerosos sectores (música, radio, televisión, libros, periódicos, publicidad, videojuegos…) y que hay que leer y analizar detenidamente pero que, a grandes rasgos, pone en evidencia la tremenda vitalidad del negocio en la Red frente al evidente retroceso del que se desarrolla offline.

Y un apunte de especial relevancia: de aquí a cuatro años, buena parte de los sectores tradicionales salvarán sus cuentas de resultados gracias a los ingresos derivados de su adaptación a Internet. Los más destacados: prensa y música, dos de los más críticos y combativos contra la irrupción y el desarrollo de la Red.

En palabras de Javier Martín,

Prensa: lo digital suple la caída del papel

El peor enemigo del papel es la banda ancha. Allí donde está muy extendida (Estados Unidos) cae fuertemente la distribución de periódicos impresos, y suben más los digitales. En general, en Europa, el gasto en periódicos digitales suplirá la caída del gasto en los impresos. El gasto en periódicos de papel caerá de los 30.500 millones de dólares el pasado año a los 29.700 en 2016, un 0,5% en cinco años, pero se suplirá por los 1.200 millones que recaudará entonces la prensa digital.

(…)

La música digital será mayoritaria en 2015

El gasto de música creció un 1,3% el pasado año, el primer crecimiento en muchos años, pero gracias al aumento de los festivales, que suple la caída continua de la venta de música grabada. El mercado digital seguirá creciendo, gracias a la banda ancha, a los móviles y a la actividad en las redes sociales, que también estimulan la asistencia a los directos. El gasto en música digital ha subido del 16% en 2007 al 33% en 2001 y ya en 2015 supondrá el 55% del total”.

Nada en lo que no creyéramnos y llevemos vaticinando desde hace años ésos a los que ahora gustan llamarnos ‘ciberutópicos‘ (a la vista de la realidad mucho más ciber que utópicos): Internet es el gran mercado del futuro y la adaptación no sólo tecnológica, sino también a la filosofía y las reglas de juego digitales resultan imprescindibles y urgentes para aquellos que tengan en cierta estima la supervivencia de sus negocios.

La racanería, cuando no la aversión frontal, hacia el desarrollo de modelos digitales frente a los analógicos supone un suicidio empresarial en toda regla, por mucho que aquellos, en la mejor de las lógicas de la implantación de nuevos medios, presentasen beneficios incipientes y progresasen proporcionalmente en la medida de crecimiento del sector. El argumento siempre era el mismo: Internet sólo representa el 5% (1%, 10%, 0,5%…) de mi volumen de negocio. ¿Y la inversión, la apuesta, el riesgo… que caracteriza a todo buen emprendedor, especialmente es ámbitos tan históricamente ‘aventureros’ como el periodismo o la cultura, qué?

A la vista de estos resultados y estas proyecciones, espero que las excusas y los temores se extingan y se dé paso a apuestas decididas de adaptación o de emprendimiento nativo en la Red. Algunos ya están recogiendo sus frutos, la mayoría aún está a tiempo y otros, me temo, se han colocado demasiado cerca de no pasar el corte.

El enemigo no era Internet. Internet era el aliado. Y no hacía falta ser un visionario para caer en la cuenta.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s